Guerra Comercial
China le responde a Trump con una suba de aranceles sobre USD 60.000 millones
Trump los desafió con extender a todo el comercio bilateral los aranceles. "Estamos felices en esta situación", dijo.

Tras el fracaso de las negociaciones del viernes pasado, China pasó a la acción y decidió endurecer su postura, en una nueva escalada de la guerra comercial con Estados Unidos que tiene en vilo al mundo desde hace más de un año.

De acuerdo a lo comunicado por el Ministerio de Finanzas, a partir del 1 de junio Beijing subirá los aranceles a productos estadounidenses valuados en 60.000 millones de dólares del 5% al 25%, como respuesta a una medida similar decretada por Trump la semana pasada.

La reacción del mandatario norteamericano no se hizo esperar y anticipó duras consecuencias para el país asiático. "Le digo abiertamente al Presidente Xi y a mis muchos amigos en China que sufrirán mucho si no llegan a un acuerdo, porque las compañías se verán obligadas a abandonar China por otros países", advirtió y amenazó con imponer el 25% de arancel externo a los 540 billones de dólares que la potencia asiática exporta a Estados Unidos. Actualmente las sanciones alcanzan a 200 billones de productos chinos.

Trump dijo que la situación de imponerle aranceles a los productos chinos, "nos tiene muy felices". Lo hizo durante una conferencia de prensa que brindó en la Casa Blanca junto al primer ministro de Hungría, Victor Orbán, de visita a ese país. "Es mucho más lo que nosotros importamos de China que lo que ellos nos compran, así que esta situación tiene a la industria feliz, al campo feliz y a nosotros felices", dijo el mandatario, quien nuevamente se refirió a los billones de dólares que están cobrándole a China por los aranceles.

En el primer trimestre, su administración cobró 39 billones de dólares de aranceles a productos chinos, 18 billones más que en el mismo período del año pasado, antes que impusiera las sanciones.

En el primer trimestre, su administración cobró 39 billones de dólares de aranceles a productos chinos -18 billones más que en el mismo período del año pasado, lo que según Trump explica en buena medida porque los números de la economía estadounidense dieron tan bien en el inicio de este año.

Según dejó trascender el asesor económico de la Casa Blanca Larry Kudlow, las negociaciones podrían continuar en la próxima cumbre del G20 en Japón que tendrá lugar entre el 28 y 29 de junio. La posición de Washington es clara e insiste en reimpulsar el borrador que Beijing descartó a último momento por considerar que representaba una injerencia en su soberanía.

No hubo acuerdo con China y Trump confirmó que mantendrá los aranceles

El problema del mismo no residía en una cuestión de balanza comercial, que China reconoce que deberá equilibrar, sino en las leyes de protección de propiedad intelectual y transferencias forzadas de tecnología, que la Casa Blanca -y las empresas tecnológicas- consideran prioritarias.

En caso de no aceptar estas condiciones, Trump parece decidido a redoblar la apuesta y ya habla de ampliar los aranceles a la totalidad de los productos chinos. Se trata de medidas que generan pánico en los mercados, pero no terminan reflejando un impacto en la economía real de Estados Unidos que continúa creciendo a un ritmo inédito.

"El inesperado buen primer trimestre en el que el PBI creció un 3,2%, recibió una gran ayuda de las tarifas chinas. Algunas personas simplemente no lo entienden", aseguró Trump, que constantemente sostiene que las subas arancelarias constituyen una buena noticia para su economía.

La opinión del mercado es muy diferente y eso se reflejó en los principales indicadores bursátiles. En Wall Street, el Dow Jones cayó un 2,38% y el Nasdaq un 3,46%. Ya en Europa, las bajas más impactantes se dieron en Francia (-1,22%), Alemania (-1,52%) e Inglaterra (-0,55%), donde las últimas encuestas dar favoritos a los candidatos pro Brexit para las elecciones parlamentarias europeas.

"El mercado corrige fuerte porque están nerviosos por la demora de Trump en cerrar el acuerdo, pero de todos modos es una excusa ya que necesitaba una corrección luego del trend alcista que tuvo", explicó a LPO el analista de mercados Francisco Uriburu.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
2
Cuando las empresas que fabrican para EEUU lo dejen de hacer en china, los millones de esclavos que trabajan dieciseis horas de lunes a domingo reaccionarán y la dictadura caerá
Por eso la dictadura capitalista medieval -a la que los comunistas aman a pesar que esclavizan a los laburantes, claro no a ellos pues los comunistas argentos son vagos y no laburan- se arrodillará
1
Los chinos sus cachivaches se los van a meter en el toor, de seguir asi