Elecciones 2019
Macri ganó en Córdoba pero no pudo estirar la diferencia
El presidente no llegó a 50 puntos y Alberto se mantuvo en 30, con un apoyo clave de un parte del peronismo. Schiaretti llegó a 16 en la lista de diputados y se lo disputan para octubre.

Mauricio Macri volvió a imponerse en Córdoba en la jornada electoral más negra de su vida, pero no consiguió aumentar la diferencia como intentó la última semana y, a diferencia de lo ocurrido en el resto del país, los números fueron casi un calco de las encuestas: 48 a 30. 

En la categoría de diputados nacionales cayó a 41 puntos, Todos a 23 y Hacer Por Córdoba, la lista patrocinada por Juan Schiaretti y sin presidenciales en la boleta, escaló a 16 puntos y de repetir estos resultados en octubre se garantizaría una banca en el Congreso. 

Temprano, desde las oficinas del gobernador habían trascendido encuestas en boca de urna que marcaban una diferencia de 10 o 12 puntos, un objetivo que ni la propia militancia de Alberto Fernández se proponía. Se conformaban con mantener la línea de 50 a 30 y estrechar la diferencia respecto de 2015. 

Macri se juega a estirar la diferencia en Córdoba para acercarse a Alberto

Cerrados los comicios, Mario Negri, cabeza de la lista de diputados nacionales de Juntos por el Cambio y de los únicos legisladores oficialistas triunfadores este domingo, desmintió que haya una elección más pareja de la esperada.  "Hoy se agitó acá información en la que se hablaba de diferencias del sólo 7 u 8 puntos en favor de Mauricio Macri. Nuestras mesas testigo nos indican que la diferencia es MUY superior y que la relación de @mauriciomacri con los cordobeses es inalterable", celebró.

Claro que la pelea no era por quien ganaba sino por cuanto. En su segunda aparición en el bunker de Todos, Felipe Solá anunció "una gran elección en el centro del país. En Córdoba, Santa Fe y La Pampa". Como explicó LPO, en el cierre del jueves Alberto anunció que después de las primarias intentaría sumar a Schiaretti al acuerdo con los gobernadores firmado en Rosario. 


El antikirchnerismo se sostuvo en la Capital, donde reside la mitad del electoral  y Macri se impuso 50 a 26, mientras que en Río Cuarto, la segunda ciudad más grande de la provincia, ganó por 44 a 32. El discurso antikirchnerista, herencia de las viejas disputas entre Schiaretti y Cristina, sigue pesando en buena parte del electorado cordobés pero encontró un techo que Macri no pudo traspasar con sus 21 visitas.

En el albertismo tenían ese objetivo de mínima porque, decían, si el presidente no crecía e la provincia donde seguía siendo rey menos lo haría en las que su imagen se había deteriorado y su victoria sería una empresa imposible. Así fue. 

Alberto cerró en Córdoba y le pidió a Schiaretti sumarse después de las primarias 

Para octubre intentarán achicar la diferencia pero protagonizarán también una disputa por la cercanía a Schiaretti, quien de repetir esta elección al menos sostenía una de las dos bancas que ponía en juego y para el jefe de sus legisladores, Carlos Gutiérrez.

En el acto de cierre en el Orfeo, Alberto anunció que lo llamaría después de las primarias para sumarlo al pacto de los gobernadores firmado en Rosario. Pero en Córdoba especulaban con una nueva convocatoria de Macri para pedirle un apoyo explícito que le permita remontar en octubre. No tendría mucho sentido: las cifras confirman que una parte del schiarettismo lo votó como presidente. Pero no alcanzó. 

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.