Uruguay
La justicia uruguaya confirmó que Lacalle Pou es el nuevo presidente
El escrutinio definitivo confirmó que el candidato opositor se impuso a Daniel Martínez, del Frente Amplio.

La Corte Electoral de Uruguay confirmó que el candidato del Partido Nacional, Luis Lacalle Pou, ganó las elecciones del domingo pasado y es el nuevo presidente.

El escrutinio definitivo -que todavía no finalizó por lo que el resultado aún no se oficializó- mostró un crecimiento del candidato de derecha en los votos y una diferencia ya irreversible sobre el dirigente del Frente Amplio, Daniel Martínez.

El secretario de la junta electoral de Montevideo, Fernando Vergara, explicó que este jueves llegaron los informes de 6 departamentos "que habían cerrado sus votos observados y eso permitió que Luis Lacalle Pou se confirmara como presidente electo". "Por más que todos vinieran ahora para Martínez no podría alcanzar a Lacalle Pou", concluyó.

Ante esto, el ex intendente de Montevideo reconoció finalmente su derrota. "La evolución del escrutinio de los votos observados no modifica la tendencia. Por lo tanto saludamos al presidente electo", escribió este mediodía en las redes sociales.

El triunfo de Lacalle Pou le pone fin a un ciclo de 15 años de gobierno del centroizquierdista Frente Amplio y el regreso al poder de los partidos tradicionales de Uruguay. 

El Partido Nacional volverá al gobierno después de 25 años. El último presidente blanco fue, justamente, Luis Alberto Lacalle, el padre del nuevo mandatario.

El triunfo de la derecha uruguaya es un revés para el presidente electo argentino, Alberto Fernández, que esperaba contar un aliado sólido del Frente Amplio, al punto que días antes de la elección fue a hacer campaña por Martínez. Ahora, estará rodeado de presidentes de centro derecha.

Una muestra del posicionamiento de Lacalle Pou a nivel internacional fue que su primer tweet como presidente electo lo dedicó a responder la felicitación del venezolano Juan Guaidó. Hasta ahora, Uruguay sostenía junto con México la posición de no reconocer al autoproclamado presidente de Venezuela y pedir una salida mediante el diálogo.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.
9
Algunos egolatras se alegran que Latinoamerica se llene de centroderecha. Chile, ecuador, Brasil y colombia a punto de explotar. Bolivia usurpado por una dictadura y era el pais latinoamericano con mejores indices. Argentina desvastada. Se alegran con la miseria del pueblo?. Plan Condor 2 is running well.
8
#4 coincido completamente
7
Si Uruguay estaba medio mal...con seguridad estará peor. Pena, es un país con gente piola.
6
Como les cuesta aceptar las urnas. El domingo sabían habían perdido, hoy lo admiten. Pocas cosas me dan mas placer que ver perder a gobiernos de izquierda. Bueno queda beto solito.
5
tendran lo que votaron, miseria y concentración de poder. eso es la derecha latinoamerica explotando en revueltas popular por todo el continente... pero mientras los medios sigan siendo gobernados por las ideas de la CIA, no queda otra que ver como latinoamerica se vuelve mas aficanizada que nunca...
4
Ojalá hubiésemos tenido al frente amplio gobernando 15 años acá.
3
15 años de gobierno eran mucho...pero bueno, ahora los uruguayos tendran su "cambio", en 4 años los tenemos de rodillas pidiendo la vuelta del Frente Amplio.
2
Bue, ahora a luchar por la patria chica
1
Todos los gobiernos de la región son de centro derecha menos el tío títere Alberto y el dictador Maduro.......siempre a contramano del mundo......así nos va.......¿algún día le quitará la hotelera el palo del trasero a chirolita?.....me parece que al muñeco le gusta.......arrastrado y sin agallas.