Coronavirus
Trasladar la vacuna: Un desafío sin precedentes
Por Mariano Longo
Las temperaturas de conservación son una dificultad inédita para las aerolíneas de cargo, que pese a ser uno de los sectores más golpeados por la pandemia, están invirtiendo en ser parte de la solución.

El año 2020 ha sido uno de los años más difíciles. La pandemia ha arruinado desde nuevos proyectos hasta negocios ya consolidados; ha hecho estragos en casi todos los rubros que uno pueda imaginarse. La aviación ha sido uno de los rubros que más ha sufrido los embates del Covid, pero vaya paradoja, este mismo rubro tiene uno de los desafíos más importantes de la era moderna: el de la distribución eficiente de la vacuna que pueda salvar millones de vidas alrededor del mundo.

Ahora bien, ¿qué tan preparadas están las aerolíneas (llamadas "Cargo") para afrontar esta demanda operativa nunca antes vista?

Una encuesta realizada por la Asociación Internacional de Carga Aérea y Pharma.Aero encontró que solo el 28% de los encuestados en el sector de carga aérea se sentían "bien preparados" para la distribución de la vacuna. A pesar de muchas incógnitas, las comunidades de carga de todo el mundo ya han comenzado a prepararse para el evento.

De hecho, se necesitará una planificación considerable y una coordinación eficaz entre los aeropuertos y las empresas de logística para afrontar un desafío tan importante. Hay varios aspectos que hacen que el desafío de la distribución de vacunas sea tan trascendental, entre los que se destaca la escala. La IATA informó que proporcionar una dosis única a 7.800 millones de personas llenaría aproximadamente 8.000 aviones de carga 747, uno de los aviones mas grandes en uso.

Además, el modelo de distribución es una de las muchas incertidumbres que nublan la capacidad de la carga aérea para prepararse para este evento. Esto no solo se aplica al punto de origen, sino también a la red completa de un extremo a otro. Las vacunas podrían enviarse directamente desde el lugar de fabricación hasta el punto de uso y/o mediante un punto de distribución regional. Para ello, UPS y Lufthansa están construyendo "granjas de congeladores" en sus centros europeos para almacenar vacunas en tránsito.

El control de la temperatura es otro aspecto importante detrás de la dificultad de enviar las vacunas Covid-19. Las dosis de Pfizer deben almacenarse a -70 °C, un requisito mucho más estricto que el de la mayoría de las vacunas. Casi ninguna estructura de frío de carga aérea estaba, al día de hoy, preparada para manejar despachos a temperaturas tan bajas.

Con ese fin, Pfizer ha desarrollado envases y cajas a medida que contienen hielo seco para mantener la temperatura requerida. Estos se enviarán dentro de los ULD (dispositivos de carga de unidades) de control de temperatura que también utilizan hielo seco para controlar la temperatura durante toda la entrega de extremo a extremo. Esto significa que los jugadores de logística deberán seguir un proceso estricto para controlar regularmente la temperatura, reponer el hielo seco y minimizar los tiempos de tránsito, ya que es posible que solo tengan hasta 10 días para entregar la vacuna desde el sitio de fabricación hasta los puntos de vacunación.

El proceso de entrega de Pfizer estaría conformado por las siguientes etapas:

LABORATORIO

Las unidades serian almacenadas a -70 grados promedio despachadas dentro de containers llenos de hielo seco con sistemas de control de temperatura.

TRANSPORTE TERRESTRE DE SALIDA

Transportado en los mismos containers a -70 grados. Dependiendo de las distancias, el hielo seco debe ser chequeado al menos cada cinco días.

AEROPUERTO DE ORIGEN

Se utilizará un proceso de exportación prioritaria dado la falta de almacenes de baja temperatura en los aeropuertos.

TRANSPORTE AEREO

Vuelos con duraciones de entre 24 y 48 horas y solo mediante aviones que puedan manipular hielo seco.

AEROPUERTO DE DESTINO

Proceso de importación prioritaria con control de temperaturas. Los containers se podrán almacenar solo temporalmente en caso de que se genere un cuello de botella en el proceso de entrega final y/o recepción. 

TRANSPOSTE TERRESTRE DE LLEGADA

Entrega "Just in Time", horarios de entrega ya establecidos con cada hospital.

PUNTO DE DESTINO

Hospitales o similares; deben poseer suficiente capacidad de almacenaje para evitar los cuellos de botella.

Aunque se trata de un desafío para el que puede que no haya precedentes, hay lecciones que aprender de las experiencias pasadas. La carga aérea se ha utilizado ampliamente para transportar vacunas y otros productos con temperatura controlada. A medida que los productos farmacéuticos crecieron más rápido que los productos básicos de carga aérea general, también lo hizo la infraestructura de la cadena de frío en todo el mundo. Además, muchos aeropuertos, aerolíneas, servicios de asistencia en tierra y transitarios se han certificado para manejar productos farmacéuticos.

En los últimos años se han abierto varias instalaciones de carga farmacéutica en aeropuertos de todo el mundo. También se espera que otras vacunas candidatas, a saber, la vacuna Moderna, puedan almacenarse a una temperatura de congelación más convencional (-20 ° C). Este requisito fundamental está más en línea con las capacidades de carga aérea existentes en todo el mundo. En tales casos, sería posible entregar las vacunas a través de un punto de distribución central, lo que hace que la cadena logística de un extremo a otro sea más práctica.

Publicar un comentario
Para enviar su comentario debe confirmar que ha leido y aceptado el reglamento de terminos y condiciones de LPO
Comentarios
Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento de terminos y condiciones será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.